EL SER ECOLÓGICO

Ver Video Teaser “El Ser ecológico”

Título: El Ser ecológico . Duración: 52:01 min  Técnica: Formato video mp4 Tamaño: 3.50 GB Procedimiento de producción: Resumen de la grabación videográfica de 8 horas de duración sobre la intervención participativa realizada con motivo del I Seminario “Hablemos de ecología” en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla.                             Fecha de realización: 9 de abril del 2015.

Este proyecto se realizó con motivo del I Seminario “Hablemos de Ecología” realizado dentro del ámbito de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla. La finalidad de este seminario era dar encuentro y crear un diálogo transversal entre diversas perspectivas sobre el concepto ecología, de tal forma, fueron invitados al encuentro personalidades del mundo del periodismo, política, ciencia y arte entre las que se encuentran Ezequiel Martínez, Juan Espadas, Enrique Figueroa o Rocío Arregui entre otros.

Siendo invitado como ponente y artista, aproveche para cuestionar lo que se supone hoy día que es ser ecológico. Este concepto lo entendemos de forma generalizada como la ciencia que estudia las relaciones entre los seres vivos y su medio ambiente. Así podemos comprobar que lógicamente donde más presencia tienen los movimientos ecologistas, es dentro de una lucha encendida por conservar entornos naturales. Si indagamos en la etimología de la palabra, veremos que eco- proviene del griego, oikos, que significa casa, ahora, si reducimos a un mínimo común denominador lo que puede llegar a significar el concepto casa, podríamos estar de acuerdo en que nuestro primer hogar es nuestro propio cuerpo, y que la ecología ha de abarcar en primera instancia la relación misma que el ser/humano posee con su cuerpo/humano, o sea, que el cuerpo es para la persona el primer espacio que ha de cuidar, además del entorno al cual este afecta como persona.

Durante mi intervención en la ponencia, mi intención fue hacer visible la necesidad de entender que la ecología nos es tan sólo aplicable al entorno, sino que debe afectar a todos los campos de la vida, que armonía y equilibrio son adjetivos necesarios por igual en cada uno de los resquicios del mundo físico y sensible. Mi discurso se basaba principalmente en las teorías de Félix Guattari, más concretamente en su concepto de Ecosofía, recogido en su libro Las tres ecologías (1996), en el que viene a decirnos que no es posible un cambio positivo y real si no se parte conjuntamente desde los tres registros ecológicos: el del medio ambiente, el de las relaciones sociales, y el de la subjetividad humana, por lo tanto los movimientos hacia un cambio o mejora del entorno debe estar dirigido hacia múltiples direcciones con un mismo fin: la sostenibilidad. Promulga también la necesidad de enfrentarnos a la vida desde una perspectiva cercana a la que poseen los artistas, deshaciéndonos constantemente de las grisallas y los prejuicios anquilosados para buscar ampliar las fronteras de la subjetividad y tender puentes de conocimiento. Guattari valora en positivo una postura artística ante la vida por suponer, así lo entiende él, una actitud crítica con el entorno y creativa ante los conflictos planteados, además valora el ámbito artístico por otorgar una amplia libertad de actuación y diversas herramientas para establecer  relaciones desde multitud de lenguajes posibles.

La práctica o experiencia artística se estableció como una puesta en pié de tales ideas, y haciéndonos cuestionar cuáles son esos aspectos de nuestra personalidad que nos desestabilizan y nos contaminan, o aquellos que por el contrario, fomentan el equilibrio y la armonía. Seguidamente reflexionar sobre cómo esos aspectos negativos o positivos llegan a afectar a nuestro entorno cercano, y las personas que en él se encuentran. Conceptos como el compromiso, la implicación y el intercambio fueron las claves principales para el desarrollo de este divertido juego.

Como el propio título del seminario apunta, se establece el hecho comunicativo como pilar fundamental de la propuesta. Así el participante se ha de enfrentar primero a un diálogo consigo mismo y seguidamente con el otro, y a su vez se establece una comunicación más amplia con los espectadores del video recogido.

Básicamente se trató de crear un juego en cadena con unas reglas definidas. Desde el comienzo del seminario se estuvieron entregando, a todas las personas que estaban en el entorno de la facultad, una tarjeta donde se explicaban los pasos a seguir:

1º) Dirígete al Aula A2 y borra la pizarra.

2º) Escribe en ella un aspecto de tu forma de ser que te afecte de forma negativa o positiva.

3º) Traduce cómo afecta esto a los demás mediante la disposición libre de las tres sillas.

4º) Comparte la experiencia y convence a otra persona a que participe.

Los interlocutores debían de acudir a una sala habilitada con una cámara de video que estuvo  grabando prácticamente durante las 8 horas que duró el seminario. Dentro de esta sala existía una pizarra en la cual debían de responder a la primera pregunta. Seguidamente debían tomar un enfoque creativo para traducir cómo ese hecho recogido en la pizarra afectaba a los demás, representándolo mediante la disposición de tres sillas existentes dentro en la sala. Una vez finalizada su intervención, el siguiente paso era encontrar a otra persona para que participara de la experiencia.

En conclusión, se propuso una actividad artística donde mi papel se encontraba encaminado a disponer el juego y hacerlo funcionar, llevar a la gente a un contacto directo con la realidad del momento y el espacio donde se desarrollaba. No se trató de formar un castillo de naipes, sino más bien poner las cartas sobre la mesa. Las personas poseen aquí la oportunidad de posicionarse desde la libertad individual como espectador y ejecutor, considerando y poniendo en valor plenamente las capacidades creativas y sensibilidad plástica de toda persona. La riqueza estuvo en crear un espacio de acción, interacción e intervención, de forma paralela y complementaria a todas las demás actividades del seminario, dirigidas más hacia a la reflexión, la escucha y el aprendizaje. Fue como lanzar pelota en medio de la cotidianidad para dar paso al recreo, y con ello a la diversión, la emoción, el absurdo, la magia, el conflicto, la poesía, el compromiso, el diálogo, el miedo, los sueños y por supuesto la belleza.

TUBEPARK

pp06

 

PROYECTO DE INTERVENCIÓN EN EL ESPACIO PÚBLICO 

Sevilla, 2010.

La finalidad de nuestra propuesta ha sido transformar este espacio marginal en un punto de encuentro donde compartir y experimentar con las diferentes propuestas artísticas y usos de las zonas diseñadas.

El punto de partida fue crear una propuesta que formalmente se viese integrada con la propia morfología y condiciones del espacio a intervenir, un espacio casi soterrado en las profundidades de la ciudad, en el que haremos semejanza de las entrañas de la misma utilizando tubos para ello, pretendiendo conectar a los ciudadanos con el lugar que habita mediante  el arte y el diseño.

Desarrollamos así un entramado tubular que se mueve libremente por espacio creando formas y definiendo los espacios requeridos en el proyecto, tales como zona exposición, lugar de proyección de audio visuales, graderío y zona de espectáculos, espacios polivalentes, zonas de reunión y múltiples zonas de recreo.

(Proyecto realizado con la colaboración de Julio Cêsar Aguilar)

 

VODAFONE SOL

VS04.jpg

vs02vs01

PROYECTO DE ACCIÓN ARTÍSTICA EN EL ESPACIO PÚBLICO

Madrid – Sevilla, 2015.

Las multinacionales nos envisten vendiéndonos, junto a sus productos, falsas vías hacia la realización personal, en lo que tras su consumo, solo nos queda un vacío mayor, y con el tiempo, la certeza de comportarnos como unas extrañas marionetas que son capaces de mover sus propios hilos. Esto suena irónico, pero una vez dentro del sistema sólo nos queda convertirnos en generadores de la imagen que consumimos, y volver a demandar de nuevo la misma imagen que hemos creado de nosotros mismos, de la que queremos seguir formando parte. El sistema ha desarrollado una fascinante capacidad de fagocitar cualquier forma de expresión divergente y contracultural, siempre y cuando esta empatice con grupos de personas, lo que se traduce en grupo de posibles consumidores.

Así por ejemplo, una de las paradas de metro más singulares de Madrid, la Estación Sol, es secuestrada (mediante consentimiento de las fuerzas políticas de turno) por la empresa Vodafone para llamarse ahora Vodafone Sol,  creando una serie de interferencias simbólicas donde el significado de ambos nombres son pervertidos mutuamente hasta el punto de desvanecerse por completo, y crearse así una nada absurda con mucha presencia en mapas, cartelería y televisores con publicidad dentro del entramado de la ciudad. Podemos deducir que “la sobremodernidad es productora de no lugares que no pueden definirse ni como espacios de identidad, ni como relacional, ni como históricos“ (Augé, 2009:83) y concretar que además ansía devorar los ya existentes en aras de colonizar todos y cada uno de los recovecos de nuestro patrimonio colectivo, haciendo que el ciudadano se convierta en cliente de su propia cultura y tradición.

Es interesante ver como finalmente, de esta batalla entre colono y colonizado, la de Vodafone y la estación de metro Sol, es  el colonizado quién transforma la identidad del colonizador con la resultante de ver como la empresa de telecomunicaciones termina adquiriendo la identidad que intentó fagocitar.

(Proyecto realizado con la colaboración de Julio Cêsar Aguilar)

FARFALLE

FARFALLE

UN HADA ES UNA FIESTA PUTREFACTA. UNA PROYECCIÓN  MACHISTA. ES CUERPO DESNUDO Y VOZ SERENA, DESFILE HIERÉTICO AL FRENTE ARRASTRANDO UN VELO DE TRENZADAS IMÁGENES SOBRE LA NATURALEZA. UN HADA ANDA  DESCALZA Y HUELE A JARA CORDOBESA.NIÑA CON GAFAS AL DESPERTAR  Y MUERTA CIEN VECES ANTES DEL ATARDECER.

SU INSACIABLE DESEO PROBOCA PAVOR AL SOLO MIRARLA, ESTA ESCRITO EN SUS OJOS CON UN HALO OSCURO VORDEANDO SUS PARPADOS. INQUIETANTE COMO UNA POLILLA GOLPEANDO UN CRISTAL. EN TANTO, ES PEZ EN UN BESO Y LEÓN EN LA ACARICIA. PIEDRA COLMANDO UNA COLINA IMPOSIBLE Y GOTA DE AGUA DESCANSANDO EL LA PALMA DE TU MANO.  ALMA MÁGICA CONSERVADA EN FORMOL ILUMINADA CON FLUORESCENTES.

DEJA SU MANO SOBRE TU FRENTE PARA SANAR TUS PEORES PESADILLAS, DESPUÉS, MIENTRAS TE SUSURRA MITOS DE AMOR, BEBES DE SUS SENOS BLANQUECINOS Y SUS CABELLOS LARGOS, DE UN ANARANJADO TAN INTENSO COMO EL SUNNY DELIGHT, SE ELEVAN CON TU RESOLLAR DIBUJANDO FORMAS QUE DESCRIBEN LOS PASAJES DE SUS HISTORIAS. YA ERES PRESO DEL COLOR AZUL COBALTO QUE CORRE POR SUS VENAS, PRESO DE LOS HUMORES TURQUESA QUE AHORA SABOREA TU BOCA


 

INSTALACIÓN ARTÍSTICA

Ilustración fotográfica del poema “Farfalle”

Modelo: Fedra Martínez Zorrilla

Asistente artístico: Julio César Aguillar

 

PAISANOS/NEIGHBORS

ACCIÓN ARTÍSTICA EN EL ESPACIO URBANO (Documentación de la acción realizada) Sevilla, 2015

 Dimensiones: Variables / Fotografías 42 x 21 cm                                                                    Técnica: Realización de entrevistas y acciones que son fotografiadas                            Soporte: Espacio público / pizarra / papel fotográfico e imagen digital                                Fecha de realización: Intermitente, desde el 1/2/2015 hasta 10/11/2015

Desde la comprensión de que es la labor de los ciudadanos que recorren y/o habitan un lugar, y las formas de afrontar el día a día de su cotidianidad, lo que va configurando el entorno urbano y la manera en que este es percibido, podemos prever un acercamiento más real y humano hacia el entorno donde nos encontramos desde el conocimiento de cuáles son los paisajes internos que arrastramos y hacia dónde se dirigen nuestras intenciones de habitar.

La idea parte desde la propia experiencia personal como ciudadano de un entorno elegido que choca de lleno con el pretendido. Surgen aquí las interferencias que me abordan en el devenir metropolitano, llevándome a planteamientos entorno a qué tipo de sentimientos se germinan en este choque y cómo se manifiestan, cómo afectan estas consideraciones a mi relación con el entorno, barrio y vecinos, qué sociedad construimos desde la individualidad de acuerdo a nuestro pasado, presente y futuro. Planteamos por lo tanto el encuentro de tres paisajes ubicados en tres tiempos diferentes; de los cuales, excepto el presente, sólo se pueden evocar al ahora mediante la utilización de la palabra y el signo.

Este es un proyecto donde se busca potenciar el encuentro entre paisanos y desconocidos, o paisanos desconocidos y paisanos. Teniendo como pretexto el análisis de la identidad local de cada uno, se plantea una reflexión en torno a lo heredado, lo existente y lo deseado. Mostraremos, a partir del acopio de diversas participaciones y entrevistas, información acerca de su cultura presente con la intención de crear puentes de diálogo y conocimiento entre personas que conviven en un mismo lugar, componiendo de esta manera un panorama a tiempo real del paisaje sevillano desde los presupuestos del Taskscape (Ingold, 1993), invitándonos a imaginar los horizontes futuros de esta ciudad que compartimos.

La forma en la que nos proponemos abordar este proyecto tiene mucho que ver conceptual y formalmente con el trabajo de campo de Gillian Wearing en su propuesta Signs that say what you want them to say and not Signs that say what someone else wants you to say (Signos que dicen lo que usted quiere decir y no signos que dicen lo que otra persona quiere que digas) (1992-3). Como advertimos el método a seguir es muy similar al de Gillian: Mediante el encuentro con ciudadanos hallados azarosamente en el espacio público, mediante el recorrido por diversos puntos de la ciudad,  se les ha realizado una breve explicación del proyecto, haciendo hincapié en el poder que tenemos los ciudadanos de intervenir en la construcción física y simbólica de nuestro entorno. Seguidamente se realiza una breve entrevista con las siguientes cuestiones:

1º) ¿De dónde sientes que procedes?

2º) ¿Dónde te gustaría habitar?

Las respuestas son escritas en dos pequeñas pizarras, colocando en la mano izquierda (según fotografía) el lugar de donde se siente y en la otra, el lugar donde le gustaría habitar.